El Banco de México podría seguir reduciendo su tasa de interés si la inflación sigue a la baja.

Existe la posibilidad de una rebaja a la nota crediticia de México: S&P.
23 diciembre, 2019
Banca de inversión prevé ola de fusiones y adquisiciones en el 2020.
27 diciembre, 2019

El Banco de México (Banxico) podría tomar medidas de política monetaria en febrero si ve que la inflación, así como los riesgos internos y externos, siguen siendo bajos, dijo el gobernador Alejandro Díaz de León en una entrevista.

Díaz de León dijo que había que observar si las condiciones en la economía continuaban teniendo esta tendencia favorable en cuanto a la inflación y menores riesgos externos e internos y, de ser así, ello les permitiría tomar medidas de política monetaria. Añadió que eso era precisamente lo que observarían desde ahora hasta la próxima decisión.

El banco central ha reducido los costos de endeudamiento en un cuarto de punto en las últimas cuatro decisiones de tasas al 7.25%, pero aún tiene una de las tasas reales más altas del mundo.

En consecuencia, la junta del banco está dividida sobre la rapidez con la que debería aliviar la política monetaria sin arriesgar un repunte en la inflación y la volatilidad del peso.

La inflación se ha desacelerado notablemente, e incluso cayó por debajo del objetivo al 2.63% a principios de diciembre. El peso ha sido la moneda de mercado emergente más rentable este año, y registró un nuevo alza después de que la Cámara de Representantes de Estados Unidos votase a favor de la revisión del acuerdo de libre comercio de América del Norte con México y Canadá.

Flujos de capital

Díaz de León, que votó junto con la mayoría a favor de un ciclo de relajación prudente, señaló que la política monetaria de México puede estar mejor posicionada para mitigar las fluctuaciones de flujos de los inversores que para impulsar una economía con tasas de interés bajas.

En la que dijo que sería su última entrevista de 2019, Díaz de León manifestó que los canales de política monetaria son diferentes para las distintas economías.

Explicó que México, probablemente debido a su baja penetración en el financiamiento como porcentaje del PIB, tiene un canal de crédito y una sensibilidad a las tasas de interés diferentes a las de otras economías.

Y sin embargo, según señaló, México era una economía muy abierta a los flujos de capitales.

No obstante, Díaz de León dijo que el banco central no está “preanunciando” medidas políticas futuras y tomará su decisión en relación a los datos disponibles en el momento de sus reuniones.

Votos disidentes

El gobernador del banco dijo que se espera que el aumento del salario mínimo de México del 20% para 2020 tenga un impacto moderado en la inflación. No respondió a los comentarios recientes de otro miembro de la junta, Gerardo Esquivel, quien dijo en Twitter que quienes critican el aumento salarial parecen estar usando argumentos de “Eco 1”.

Dos de cada cinco miembros de la junta votaron reiteradamente en contra de la mayoría y a favor de recortes mayores, de medio punto, en medio de las preocupaciones sobre una economía que se sumió en una recesión técnica a principios de este año.

En contraste con las tres decisiones anteriores, solo un miembro votó a favor de un recorte de medio punto en la reunión del 19 de diciembre.

Los cinco miembros votaron, dijo Díaz de León, después de que se especulase que Esquivel o Jonathan Heath, los dos miembros a favor de recortes mayores en reuniones anteriores, habían estado ausentes.

FUENTE: EL FINANCIERO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

x

Suscríbete a Crevolution Now y recibe las noticias actuales de la Industria de Crédito y Cobranza

Si deseas recibir la información más actual de la industria financiera, dejános tus datos.